viernes, 11 de marzo de 2016

Las señoritas de Concarneau


Título: Las señoritas de Concarneau
Autor: Georges Simeon
Título original: Les desmoiselles de Concarneau
Editorial: Tusquets, 2002
Encuadernación: Tapa blanda
ISBN: 9788483102005
Páginas: 169





Esta es una de esas novelas con las que me cruzo por casualidad… en esta ocasión, formaba parte de un lote de libros que compré.

Estamos en la Bélgica de mediados de los 30, donde tenemos al protagonista, un hombre cuarentón con barcos pesqueros y unas hermanas solteras con las que comparte vivienda y parte del negocio familiar.
Las hermanas, que tampoco son mocitas precisamente, llevan la casa y el negocio con la intención de que no se note la falta tanto de padre como de madre… y para que no la note el hermanísimo, ya que es el único varón de la familia –sin contar a su cuñado-.

En una de sus salidas con el coche, con el que lleva poco tiempo, pues no hace mucho que tiene permiso de conducir y tampoco lo maneja todo lo bien que quisiera (además, casi siempre lo hace con una de las hermanas de copiloto), además de pararse a recorrer la calle donde se pasean las señoritas de vida alegre –no sería la primera vez-, se toma unas copas; a su vuelta, atropella a un niño.
Y se va sin pensarlo.

Este hecho y su reacción cobarde, persiguen al hombre durante toda la novela, siendo tal su culpabilidad que se presenta en casa del crío para hablar con su madre… obviamente sin decir quién es.

Así, se mete en una espiral de la que es difícil salir, pues se mete pero de cabeza y con trampolín y todo.
Por otro lado, tenemos a las hermanas, que son tan sumamente controladoras que consiguen poner al lector de los nervios, al menos en mi caso, tomando más protagonista en la novela que el propio suceso.
Podría decir que es una de esas ocasiones en las que los personajes, todos, llevan el peso de la historia casi al cien por cien, siendo esta bastante lineal y quedando el atropello y la investigación en un segundo plano.

Igualmente, es una lectura muy sencilla de leer, mucho diálogo, descripciones sin demasiadas florituras; aunque no se especifica, el autor hace notar el tiempo que ha transcurrido entre un capítulo y otro y el lector no se pierde en ningún momento.

Lo que no entiendo es por qué está catalogada como novela negra, cuando no hay suspense por ninguna parte, pero en fin. Es más, he puesto los datos de la edición de Tusquets ya que la portada es mucho más mona que la mía, pero mi libro es de una colección de novelas del autor y están catalogadas como comentaba… sin embargo en la de Tusquets te cuentan con alegría absolutamente toda la trama (los dos giros “inesperados” que hay) en la contraportada, oooooodio que hagan eso en las sinopsis.
Que en ese sentido me quedo con mi edición setentera, vaya.


Tras este apunte personal, finalizo diciendo que en general, no es una obra maestra pero sí es agradable de leer.

18 comentarios:

Xavier Beltrán dijo...

Es un autor que tengo pendiente, aunque creo que optaré por alguna de sus novelas negras de verdad.

Un besito.

albanta dijo...

Pues a mí me atrae por eso de no ser novela negra.

Sara dijo...

Tomo nota para cuando me apetezca algo ligero de leer.
Besos:)

LAKY dijo...

Es que normalmente Simenon escribía novela negra, supongo que por eso lo han encuadrado allí (me suena incluso que Tusquets tenía una colección Georges Simenon...)

Elilith dijo...

Hola :)
Muchas gracias por la reseña pero por ahora lo dejaré pasar.
Besos desde Andrómeda.

Norah Bennett dijo...

Ni frío ni calor. Ya tengo muchas de esas.
Besos

Manuela dijo...

No me llama tanto como para incrementar la lista de pendientes.
Besos.

esther makeup dijo...

parece curioso cuanto menos
Un besote

Lorena Álvarez González dijo...

No lo conocía pero la verdad que me ha llamado mucho la atención. Me lo anoto.
Besos

Tatty dijo...

No lo conocía pero no me llama especialmente
Besos

Neftis dijo...

No me llama mucho la atencion, lo dejo pasar.

Saludos

Margari dijo...

No me convence esta vez.
Besotes!!!

Azalea Real dijo...

a pesar de la fluidez que comentas, no me llama nada!
besos

Mientras Leo dijo...

Me encanta este escritor, así que poco a poco voy recopilando toda su obra. Sin prisa pero sin pausa

Ray dijo...

Me llama la atención, sobre todo por sus personajes tan atípicos, pero no lo suficiente como para dejar de lado otros que tengo esperando.

Un beso ;)

Narayani dijo...

Creo que lo dejo pasar. No me ha llamado la atención lo que has contado...

Besos!

Marisa G. dijo...

Pues por un lado sí y por otro no... Ando con dudas. Lo dejo en el aire. Besos

Ismael Cruceta dijo...

No la connocía, pero si me cruzo con ella la leeré!
besoteS!